19. El faro


La construcción del puente se ha llevado a cabo en sólo un par de horas de intenso trabajo; dos troncos atados entre sí mediante algunas lianas y un poco de equilibrio es todo lo que hemos necesitado para cruzar al otro lado. No está nada mal. El rendimiento físico de Hansen ha sido crucial en esta misión, ese muchacho me recuerda a mí cuando era joven. Ya podrían aprender algo de él los oficiales Hoffer y Travers, en lugar de pasarse todo el día parloteando como viejas.

Al finalizar el día, agotados, hemos llegado al punto de destino: el lugar en el que se origina el resplandor del que hablaban Hansen y McGee. No sabría decir ante qué nos encontramos, pero es, sin lugar a dudas, fascinante. ¿Será obra de los seres de piel verde? A primera vista se asemeja a una fortificación militar, sin embargo, observando el haz de luz que proyecta hacia el cielo, se me ocurre que bien podría tratarse de un faro. Su interior es una gran sala abovedada con las paredes cubiertas de extraños caracteres y una singular fuente en el centro, de la que emana agua cristalina. Me pregunto si se podrá beber... Frochi ya lo ha hecho y, de momento, sigue en perfecto estado. Dependiendo de cómo se encuentre por la mañana rellenaremos o no las cantimploras.

—Diario del Almirante Morgan—

6 comentarios :

Damned

Vaya, qué malos que son utilizando a Frochi para saber si el agua se puede o no beber... :)
Un saludo!

MARIKO

¿Y de qué está hecha la luz del faro?

Graciela

el agua es potable seguro, la luz...ahora queda la incógnita!!!

Damned

Te he otorgado un premio, DAyara... ^^ Puedes pasar a verlo al Jardín de Rosas.

DAyara

Mariko, ya veremos...

Graciela, ya veremos... (esto va por lo del agua también) :P

Damned, muchas gracias por el premio, ¡ahora mismo me paso!

¿Quieres dejar un comentario?

 
All original content © Copyright 2009 David Ayala