10. La conquista del Polo


Si no fuera tan optimista empezaría a pensar que este interminable túnel no lleva a ninguna parte, o al menos no a la superficie. Ya no sé cuánto tiempo llevamos dando vueltas y más vueltas, pero de lo que sí estoy seguro es de que no hemos dejado de descender. La temperatura, en consecuencia, ha ido aumentando y el calor se ha hecho insoportable. ¡Quién lo diría, calor en la Antártida! Para combatirlo estamos teniendo que quitarnos la ropa, pero pronto no nos quedará nada de lo que despojarnos. Con estas barbas y desnudos nos faltará el garrote para parecer trogloditas.

No sé en qué estaré pensando... Ahora mismo tendría que estar saltando y bailando de alegría, y es que, contra todo pronóstico, ¡hoy hemos conquistado el Polo Sur! No bromeo ni estoy delirando por falta de oxígeno. Ha sido un conquista bajo tierra, claro, lo cual no le resta ningún mérito, aunque debo reconocer que hemos tenido mucha suerte de que la gruta pasara justo por la latitud 90º S. Al menos ahora puedo morir sabiendo que he cumplido mi propósito, sin embargo, prefiero seguir viviendo; todavía tengo setenta y cinco años y una vida por delante. Además, debo informarle al mundo de nuestra gran hazaña. ¿Qué sería de la gloria sin reconocimiento?

-Diario del Almirante Morgan-

2 comentarios :

Fero

wow!
quedo conquistado por tu blog, es un verdadera obra artística de belleza, orden simpleza. Una maravilla.
Te felicito.
Vengo con frecuencia leer.

saludos.

DAyara

Hola, Fero.

Me alegro de que te guste el blog. Con comentarios así cualquiera se anima a intentar hacerlo mejor. :D
Muchas gracias.

Un saludo.

¿Quieres dejar un comentario?

 
All original content © Copyright 2009 David Ayala